Torta húngara


Receta de torta húngara por Maria del Carmen.

Ingredientes de la torta húngara:
Para 16 porciones

MASA:
Yemas, 8
Azúcar, 8 cucharadas
Esencia de vainilla, 1 cucharadita
Harina, 7 cucharadas
Claras, 8

RELLENO:
Huevos grandes, 3
Azúcar molida, 200 g
Esencia de vainilla, 1 cucharadita
Chocolate para taza, 100 g
Manteca, 250 g

CARAMELO:
Azúcar de refinería, 220 g
Manteca, 2 cucharadas

Preparación de la torta húngara:

Batir las yemas con el azúcar a punto cinta. Perfumar con la esencia de vainilla y continuar batiendo por unos segundos más. Añadir la harina cernida dos veces, alternando con las clara esponjosa. Distribuirla en 8 placas especiales para torta Dobos de 22 cm de diámetro, enmantecadas y enharinadas. Esparcir la preparación, dejándola de 3 mm de espesor. Pueden cocinarse de a 4 por vez si el ancho del horno lo permite, en dos parrillas. A media cocción, llevar las de abajo hacia arriba y viceversa. La temperatura debe ser alta y el tiempo de 7 a 9 minutos. Cuando los bordes comienzan a dorarse, están listas.

Relleno:
Batir los huevos con el azúcar a punto muy cremoso. Perfumar con la esencia de vainilla, incorporar la manteca muy blanda y seguir mezclando. Añadir el chocolate diluido a baño de María (foto 1) y continaur batiendo hasta que tome cuerpo untable. Dejar enfriar en la heladera alrededor de 30 minutos antes de utilizar.

Caramelo:
Derretir el azúcar en una cacerolita sobre el fuego, removiendo de tanto en tanto para que se disuelva en forma pareja. Una vez que tome punto de caramelo rubio, verter de inmediato sobre un disco de masa ubicado en una placa enmantecada (foto 2). Inclinar la placa para hacer correr el caramelo y cubrir todo el disco. Marcar las porciones con el contrafilo de un cuchillo largo pasado por manteca fría, presionando profundamente en cada diagonal y enmantecando el cuchillo cada vez que se repita el marcado. Con el filo del cuchillo, separar los triángulos obtenidos con golpes secos a lo largo de las marcas. Cortar el sobrante de los bordes. Ubicar sobre rejilla de alambre, manteniendo el orden de los triángulos sin mezclarlos.

Armado:
Superponer los discos de masa untándolos con la crema del relleno. Apoyar los triángulos de caramelo sobre el disco superior. Untar los costados con un poco más de crema y adherir chocolate rallado o nueces picadas. Poner el resto de crema en manga con boquilla rizada y practicar copitos decorativos bordeando la cubierta. Mantener en la heladera.