Como limpiar mariscos antes de cocinarlos


La limpieza de mariscos es muy fácil de realizar pero el método varia de acuerdo con la especie que se elija:

Camarones:
Quitarles la cabeza, la cola y las pequeñas láminas transparentes que los recubren. Se pueden comprar pelados.

Langostinos:
Retirarles la cabeza, la quilla dorsal del abdomen, la cola y la carcaza exterior. Estos mariscos no se venden pelados.

Mejillones:
Lavarlos con un cepillo y luego, con la ayuda de un cuchillo, quitarles las adherencias que queden. Colocarlos en una cacerola con 2 tazas de agua hirviendo
por cada 1 1/2 Kg de Mejillones. Por efecto del calor abren sus valvas. Desprenderlos v desechar los que no ,se hayan abierto.

Calamares:
Lavarlos, secarlos y retirarles la cabeza. Vaciarlos y lavarlos nuevamente. Quitarles la piel que los recubre y volver a secar.