Secretos de cocina


¿Sabías que para evitar que las cacerolas de aluminio se ennegrezcan, al hervir agua o verduras agregarle una cascarita de limón.? Te presentamos decentas de pequeños secretos de cocina para mejorar tu talento culinario.
Para obtener jugo de remolachas, después de pelarlas se rallan en crudo, se pasan a una muselina y se exprimen.
Cuando se agrega vino a una salsa, hay que hacerlo reducir antes de tapar, porque si se sirve en seguida toma un gusto muy desagradable.
Si al cocinar una gallina resultara dura, retirarla del caldo caliente y colocarla debajo de la canilla de agua fria volviéndola nuevamente a la misma olla, repitiendo la operación una o dos veces si fuera necesario.
Para quitar de la vajilla las manchas de té se usa sal humedecida.
Para que las aceitunas negran resulten brillosas se las pasa por aceite.
Se pueden reemplazar las hojas de laurel por hojas de limón, que son más suaves.
Para evitar que las cacerolas de aluminio se ennegrezcan, al hervir agua o verduras agregarle una cascarita de limón.
Cuando las recetas indiquen carbonato de amoniaco debe ser en piedra, después se reduce a polvo aplastando con la hoja de un cuchillo.
El aluminio altera el color de las cremas; por lo tanto no debe usarse para las preparaciones a base de huevo o chocolate.
Los helados, para que resulten cremosos, deben llevar de 8 a 10 yemas por litro de preparación. Si se quieren hacer más económicos, reemplazar en proporción de una cucharadita de maicena por yema.
Las cremas de los helados están a punto cuando desaparecen las burbujas o espuma de la superficie y cubren la espátula de madera. con una capita delgada.
La excesiva cocción de los dulces destruye la pectina (parte gelatinosa), por lo tanto no ponerle mucha agua para no prolongar la cocción.
Las jaleas conviene cocinarlas sobre fuego fuerte por el mismo motivo.
Para que los ravioles no se abran al cocinarse han de marcarse bien con el marcador antes de pasar la ruedita.
Dejar hervir en abundante agua, y una vez que ha soltado nuevamente el hervor, destapar y continuar la cocción lentamente; estando a punto agregar un cucharón de agua fría, levantar con la espumadera e ir colocando en el colador.
Para cocinar coliflores y repollos y evitar que despidan olor fuerte, agregar al agua de su cocción un trocito de pan y un poquito de leche.
Para preparar salsa holandesa, conviene clarificar la manteca, esto evita que se corte.
Para cortar los bizcochuelos en varias capas, conviene prepararlos el día anterior.
Para que las frutillas no resulten acuosas hay que lavarlas muy bien antes de quitarles el tronquito.
Pelar los tomates sumergiéndolos unos minutos en agua hirviendo o frotarlos con el contrafilo de un cuchillo hasta que se desprenda la piel.
Para pelar los ajíes con facilidad después que se han puesto sobre la llama, brasa u horno, colocarlos bajo la canilla de agua fria.
Para conservar la leche sin necesidad de hervirla agregar un gramo de bicarbonato de soda por cada litro.
La leche cortada se utiliza para scons y tortas.
Para quitarle el gusto ácido a la crema de leche antes de batir agregar un poquito de bicarbonato.
Para que la crema Chantilly resulte más liviana y económica, batir bien dos claras, agregar 25 g de azúcar impalpable, y por último 200 g de crema, antes que tome el punto añadirle unas gotas de esencia de vainilla.
Para sustituir la crema Chantilly cortar una banana en rebanaditas, colocarlas en un plato sopero, agregar una clara, batir fuertemente hasta que tome punto de merengue, si se agregan unas gotas de limón espesará mejor.
Si se desea utilizar dulce de leche para alfajores o tortas y éste no estuviese muy espeso, agregar azúcar impalpable.
La janea de naranja necesita una parte de jugo de manzana, por contener ésta una parte gelatinosa (pectina), siendo la manzana reineta la que contiene mayor cantidad, lo que facilita la composición de esta jalea.
El zumo de limón añadido a los mariscos y pescados facilita su digestión. Lo mismo ocurre cuando se añade puré o salsa de manzana a las carnes.
El vinagre, para los preparados de escabeche o panaché, debe hervirse porque, si no, se fermenta.
Para abrillantar las masas de los patés, una vez cocidas pintar al sacarlas del horno con huevo batido y salsa caramelo.
Para limpiar el seso se coloca en agua fria 10 minutos, desprender la telita que los cubre y cocinar en agua hirviendo con sal.
Un procedimiento sencillo para escamar bien los pescados consiste en extender el pescado en una fuente grande, dejándole caer encima un chorro de agua hirviendo. Se retira inmediatamente y se sumerge por completo en agua fría. En seguida se raspan las escamas con un rallador o con el lomo de un cuchillo y las mismas saldrán con la mayor facilidad.
¿Te gustaron estos secretitos de cocina?. Visitá Cocina.com.ar pronto y encontrarás muchos más.